En Puerto Vallarta un alcalde de ornato

0
602

Por: Ramón García

.- Puerto Vallarta continua en una debacle administrativa y política, alguna vez sufrimos un atentado contra la dignidad vallartense cuando el fuereño chapulín y marranazo “el mochilas” logro reunir a las masas de fuereños que nada comprometidos y faltos de identidad vallartense votaron por llevar al ladrón más pesado que ha parido Ayútla a la presidencia municipal.

Cuando el Puerquete Valiente” pidió “licencia” para competir por la diputación local nos dejó a un soquete borrachín e inservible “Pitas” Pelayo como alcalde interino, Hoy Arturo Dávalos tomó la idea prestada e impuso a un títere que no es capaz de hilar 2 frases frente al micrófono y que “El Negro” Luis Hernández tiene que andarle arreglando en los boletines hasta lo que NO dijo.

En días atrás; platicando con un funcionario del ayuntamiento me dijo: “Ahorita EL PRESIDENTE anda en Guadalajara negociando lo de su planilla, después del 25 lo veré” esto me dejo claro y en forma oficial que el presidente municipal interino Rodolfo Domínguez Monroy no es más que un títere, un monigote colocado ahí para “cuidar rancho” pero sin la más remota posibilidad para decidir NADA hasta que su patrón Arturo Dávalos de las ordenes desde su campaña reeleccionista.

Rodolfo Domínguez Monroy es, parte de un ejercicio de simulación que tiene a políticos incrustados en el ayuntamiento, con un cabildo lleno de gente a modo y que permitieron esta faramalla.

Puerto Vallarta se merece la continuidad de quienes alegaron que cambiarían la historia de Vallarta?

No lo creo, creo más bien que debemos los vallartenses tomar en cuenta varios factores antes de votar:

1.- Yo no estoy de acuerdo con la reelección trátese de quien se trate

2.- Arturo Dávalos es la tapadera de todo lo que hizo el Puerquete Valiente (mochilas)

3.- Arturo Dávalos no tiene la calidad moral, política y administrativa para hacer ningún cambio benéfico, su nivel es el de un empleado de mantenimiento de pistas de atletismo y eso solo a las órdenes de alguien más porque iniciativa propia no tiene.

4.- El mantener a mas de 4 amantes trabajando en el ayuntamiento con la anuencia de su esposa lo hace ver como alguien NO apto para continuar en la administración pública, en muchos otros países por menos que eso podrían hacerlos renunciar al cargo y parar en el cárcel, claro que eso no puede suceder ni en Vallarta ni en nuestro país, porque se nos caería la corona de campeones de la corrupción.

Cuando tienes a un club de desvergonzados que no cumplen con su trabajo y se han dedicado a desviar recursos del ayuntamiento para mantener una campaña electoral desde el primer día de su ingreso a la administración, es hora de preguntarse si como ciudadanos hacemos bien en no interesarnos porque el cambio no solo sea de mono en el poder, y preguntarle a los próximos candidatos quienes son, y que no contesten con discursitos preparados hartos de demagogia, drama y retorica.

Hasta la próxima, manque usted… no lo quiera!!

Saludos, quejas y mentadas a: saboravallarta@hotmail.com