OJO POLÍTICO

0
313

Por: Ramón Frías Frías

• Desbandada

.- Porque murió la ideología, la política se volvió camaleónica con tanto cambio de colores de los políticos jaliscienses. Los del MC como Alberto Uribe quien se fue a Morena al igual que Claudia Delgadillo, quien del PRI se pasa supuestamente para ser candidata a la presidencia de Guadalajara por el partido de López Obrador.

A Delgadillo no le fueron suficientes los 20 años de militancia, ni siquiera que ocupaba el espacio de coordinación en Jalisco de la campaña de la coalición Todos por México. El martes por la noche se durmió tricolor y para este jueves se había convertido en Morena.

Apenas en el inicio de semana se despidió también del tricolor el regidor de Guadalajara Salvador de la Cruz, quien sin decir si va a sumarse a alguna campaña, solamente hizo trabajar un poco más a la oficialía de partes del edificio de Calzada del Campesino 222, donde le firmaron de recibido.

Claudia Delgadillo estuvo anotada como suspirante a la alcaldía de Guadalajara por el tricolor, pero la “declinaron” para ofrecerle la coordinación de campaña de Meade, luego que declararon precandidato único a Eduardo Almaguer.

La también diputada local, tal vez ahora como primera de Morena, le mandó una misiva a Héctor Pizano, presunto líder del PRI en Jalisco, donde reclama que el tricolor le queda a deber a la ciudadanía en materia de equidad de género.

“Vemos y vivimos con gran tristeza que algunos partidos siguen con las viejas prácticas de repartir cuotas y candidaturas únicamente a los amigos cercanos, y a los compadrazgos, estas acciones no hacen otra cosa que demeritar el servicio público”.

Lo difícil para el PRI Jalisco es tapar tanto boquete que dejan, porque tanto Claudia como Chava de la Cruz eran parte fundamental del comité municipal del tricolor en Guadalajara. No hay comunicación oficial de quien suple a Chava, pero a Claudia la sustituyeron de inmediato por el regidor zapopano Salvador Rizo Castela.

Todavía en la curul priísta en el Congreso del Estado, la Delgadillo filtró o de plano fueron los priístas quienes dieron a conocer la carta enviada a Pizano. El coordinador de la bancada hizo cara de fuchi en cuanto supo que Claudia engrosaría las filas de Morena y sería presentada por el candidato Carlos Lomelí Bolaños como el nuevo fichaje del Peje.

En redes sociales ya circulaba un video compartido por la gente del mascotense, quien dijo de Claudia que es “una gran mujer, de gran personalidad y de mucho talento en Jalisco y de gran trabajo en Guadalajara se incorpora a las filas de Morena”.

Total que Claudia había sido regidora en la administración panista de Alfonso Petersen Farah, hoy secretario de Salud invitado por Aristóteles; fue jefa de negociaciones en la transición a la llegada de Aristóteles Sandoval como presidente municipal de Guadalajara, en cuya administración fue titular de Desarrollo Social, posteriormente secretaria general del PRI Guadalajara y luego presidenta del mismo comité, diputada federal y ahora diputada local.

Este jueves se abrieron nuevos huecos en la de por sí diezmada estructura tricolor de Jalisco, cuando en rueda de prensa el presidente municipal de Tonalá, Sergio Chávez Dávalos, anunció con copia de la renuncia en mano, su salida de las filas del PRI.

En esta precipitada decisión y acompañado de otros militantes, todos pertenecientes a la estructura del gobierno municipal tonalteca, Chávez Dávalos anunció su agregue a la estructura del proyecto por la gubernatura de Movimiento Ciudadano, el cual postula a Enrique Alfaro.

Asegura el primer edil de Tonalá, que en su ahora ex partido hay ausencia de operación política y perdieron el rumbo, para luego a pregunta de reporteros, asegurar que no hay oferta (todavía) de Enrique Alfaro, para tener algún puesto en el gabinete en caso de que éste gane la gubernatura.

En la foto del recuerdo, los renunciantes posaron mostrando su carta de renuncia con sello de recibido, las regidoras Melina Gallegos y Claudia Rangel, así como el también edil Gustavo López de la CNC y con ellos el secretario general del Ayuntamiento, Enrique Guzmán.

Sergio y sus apoyadores desoyeron lo dicho por Alberto Uribe, ex coordinador de la campaña de Enrique Alfaro, su historial de traiciones y carácter impenetrable, así como el nulo cumplimiento de sus promesas y se refirió al alopésico como el gran solucionador de los problemas del municipio que administra.

Sergio soslaya la vocación inmobiliaria de Alfaro, cuya administración interina anunció todavía más de lo que le critican al candidato emeceísta, al efectuar operaciones para desincorporar el patrimonio municipal, quien emula al Mochilas en Puerto Vallarta, quien prácticamente regaló la mayor parte de los inmuebles de propiedad municipal.

El pleno presidido en Guadalajara por Enrique Ibarra, pero con instrucciones de Alfaro, aprobó la venta a precio de regalo del edificio del Registro Civil número 1, de Avenida Alcalde.

También aprobaron enajenar el edificio administrativo municipal de Marsella esquina con Pedro Moreno. Ambos edificios serán demolidos para destinarlos a la construcción de vivienda vertical. De ambas operaciones, el Municipio va a recibir apenas seis millones de pesos, cantidad que no paga ni el terreno.

Las malas lenguas aseguran que los moches son para la campaña con rumbo al gobierno estatal y se erogan del consorcio formado por Mota-Engil México, S.A.P.I de C.V., Grupo Promotor e Infraestructura, S.A. de C.V. y Conecta Cuatro, S.A. de C.V. y aseguran que fue evaluado con los criterios del Estándar DOT (Desarrollo Orientado al Transporte) por el Instituto de Políticas de Transporte y Desarrollo (ITDP) y cumple con todos los requerimientos de la “Certificación Oro”.

El proyecto propone dos edificaciones que van de los seis a los 16 niveles, separadas por una plazoleta central con 181 viviendas en 12 prototipos habitacionales de 3, 2 y 1 recámaras, que van desde los 41 a los 90 metros cuadrados; susceptibles de crédito INFONAVIT, con precios aproximados entre los 885 mil y 1.7 millones de pesos; aunque a decir de la síndica Babara Casillas, “no hay ningún argumento legal para que los empresarios respeten el precio”. En otras palabras, las ganancias serán para los desarrolladores amigos del candidato a gobernador por MC.

Reconoce la síndica que el edificio del Registro Civil número 1 será malbaratado, y el equipo de atención se agregará a los usos del Mercado Corona, donde contará con oficinas mejor acondicionadas, más modernas, funcionales y preparadas para atender a los ciudadanos.

Nos leemos el lunes.