Cabo Corrientes y los caprichos de Prisciliano Ramírez Gordián

0
745

Por: Ramón García

.- Hace escasos 3 días los habitantes del poblado “La Morada” del municipio de Cabo Corrientes aceptaron la ayuda para reparar un puente peatonal que además de ser muy pequeño estaba en condiciones peligrosas, ya que por ahí transitan desde niños hasta ancianos y ni el barandal completo tenia, esto es, que tampoco tenía iluminación, cuando es absolutamente necesario transitar por ahí en la oscuridad de la noche.

Fueron infinidad de ocasiones en las que los habitantes de “La Morada” acudieron a buscar al alcalde Prisciliano Ramírez Gordián, y solo fueron recibidos en 1 ocasión en la cual el alcalde les prometió que el día que hubiera dinero mandaría arreglar el puentecito.

Esa vez los habitantes se dieron cuenta que habrían sido mandados vilmente a la chingada con una frase ambigua y recurrente en el lenguaje de políticos sin compromiso con el pueblo.

Fueron los chamacos naranjas que decidieron ponerse las pilas, consiguieron quien soldara los metales del puente, 2 albañiles y material para reparar los escalones del puente dotándolo además de un desnivel por si alguien en silla de ruedas necesita pasar… esto con solo las ganas de hacer que las cosas sucedan y mejorar las condiciones de vida de los pobladores del lugar.

PERO!!! A Prisciliano Ramírez Gordián no le gustó!! mando a los policías municipales a detener la obra, solo que llegaron un poquito tarde, ya estaba restaurado el puente!! De cualquier manera llegaron y le hicieron saber a los chamacos que trabajaban en los últimos retoques de pintura que serian llevado a la cárcel municipal por andar haciendo cosas sin permiso del presidente municipal.

Los chamacos naranjas se defendieron como gatas panza-arriba y le dijeron a los policías que si el presidente municipal no arreglaba porque no podían arreglar ellos? a lo que los policías no pudieron contestar tan tremendo y contundente argumento callador de hocicos…

Al final NO se llevaron a los “dañeros” reparadores de puentes, pero si enviaron de volada desde la presidencia a 1 pinta-fierros para que pintaran el puente del color que el presidente municipal gusta blanco y rojo priista, aunque a él no la haya costado la reparación del puente de “La Morada”.

Los comentarios en las redes sociales no se hicieron esperar:

¿Que harías tu si tu comunidad te pide apoyo con algo que es necesario para comunicarte de un lugar a otro?

Algo tan simple cómo modificar la seguridad en un puente.

La cuestión es qué el apoyo lo solicitaste a tu Ayuntamiento y el apoyo nunca llego.

Ahora gente que hace labor social toma en cuenta la importancia que es esto para tu comunidad y decide tomar cartas en el asunto.

Aclaro nada que ver con los colores como alguna vez mencionaron. Es por la seguridad de nuestra gente de Cabo Corrientes.

Aquí en las fotos un ejemplo de la inseguridad del puente tanto para niños, adultos y gente con carreolas o silla de ruedas.

De antemano ya existían accidentes y nadie hizo nada.

El puente tenía escalones y era ilógico que una madre de familia pueda cruzar con su hijo en carreola o un habitante en silla de ruedas.

Esos detallen no se cuentan, pero cuentan mucho.

Comenzamos la obra a petición de la misma gente en la localidad de Las Moradas en El Tuito.

El día de hoy ya casi por concluir la obra sucede esto…